Bases de maquillaje para piel mixta: cuál utilizar y cómo aplicarla

Sabemos que puede ser difícil encontrar una base que disminuya el brillo, hidrate y además no se desvanezca, por eso hoy hemos decido facilitarte la tarea y contarte cuáles son las mejores bases para piel mixta que te aseguran un cutis perfecto, además te explicamos cómo aplicarlas de manera correcta para que la cobertura se mantenga intacta.

Bases para piel mixta 

La piel mixta se caracteriza por tener zonas grasas y zonas secas. Las áreas grasas se presentan en la llamada zona T del rostro, es decir frente, nariz y mentón, aquí es frecuente la aparición de brillo y acné, mientras que zona seca, se presenta en las mejillas, luciendo opaca y reseca.

Como este tipo de piel cuenta con doble textura, es importante usar una base que, por un lado, hidrate las zonas más resecas y, por otro lado, matifique las zonas más brillantes.

- SUPER STAY® FULL COVERAGE FOUNDATION

Super Stay® Full Coverage Foundation, es una base ideal para pieles mixtas porque no contiene aceite y no tapa los poros haciendo que la zona T del rostro se mantenga más limpia. 

Esta base líquida cuenta con una fórmula muy ligera que se desliza fácilmente en la piel para brindar un acabado natural que dura hasta 24 horas, además, los pigmentos saturados de esta base de larga duración brindan un efecto ultratransformador para un cutis perfecto ¡Genial!

- FIT ME® MATTE + PORELESS FOUNDATION

Otra base súper recomendada para la piel mixta es: Fit Me® Matte + Poreless Foundation. Su fórmula con micropolvos controla la grasa matificando el cutis. Además, difumina los poros para un acabado natural y con cobertura perfecta.

Otra ventaja de esta base líquida es que iguala de manera perfecta el tono de la piel, haciendo que el rostro luzca más natural y ligero.


Cómo aplicar tu base para que permanezca intacta

Paso 1: Comienza hidratando tu piel con una crema hidratante específica para piel mixta. 

Paso 2: Luego, toma la base y aplica unas gotas en la frente, nariz, mejillas, mentón e incluso párpados.

Paso 3: Después de esto, empieza a extenderla desde el centro hacia los extremos del rostro como si tratase de una crema hidratante.

Paso 4: Esparce y difumina hasta que el color se funda con tu piel y consigas una textura uniforme.

Paso 5: Finalmente, sella con un poco de polvos compactos.

¿Lista para lucir una piel perfecta? Elige la base que más te guste y dile adiós al brillo y a la resequedad en la piel. 

¡Uh! parece que O Crea una cuenta.